Página principal
ERP / EPR



Traducciones:

'العربية / al-ʿarabīyah
বাংলা / Baṅla
Català
中文 / Zhōngwén
Deutsch
English
Español
Filipino/Tagalog
Français
Ελληνικά / Elliniká
हिन्दी / hindī
Italiano
بهاس ملايو / Bahasa Melayu
Polszczyzna
Português
Română
Telugu
Tiếng Việt

                                        

Otros formatos:

Texto

Otras páginas:

Módulos

Mapa del sitio

Palabras clave

Contacto

Documentos útiles

Enlaces útiles



THIS PAGE HAS BEEN MOVED
If you are not redirected to its new location in a few seconds, please click here
DON'T FORGET TO UPDATE YOUR BOOKMARKS!

DEFENSA DE LA METODOLOGÍA

por Phil Bartle, PhD

traducción de Mª Lourdes Sada

Notas para la dirección

Defensa de la participación de la comunidad en su propia evaluación

Suposiciones e ignorancia:

A mucha gente, lo que más le interesa es ver la construcción física de una prestación comunal. Entre los que tendrán un impacto importante en su trabajo encontrará políticos, periodistas, jefes de proyecto y directivos. La instalación (por ejemplo, una fuente, cloacas, escuela, hospital) es tangible, fácil de fotografiar (con un político en primer plano) y concreta. Es una prueba manifiesta de algo que se ha conseguido.

Dedicar tiempo a que los miembros de la comunidad participen en la evaluación (además de desarrollar otras capacidades: adiestramiento para la planificación, gestión, supervisión, información, reparación, mantenimiento) no es algo tan patente. ¿Cómo fotografiar el desarrollo de la capacidad?

(Una vez un secretario de embajada se enfadó mucho conmigo porque un dirigente de una oraganización donante visitaba durante tres días a su país y no había ningún evento de participación comunitaria que visitar).

Los directores de proyecto saben que, independientemente de los objetivos que se hayan plasmado en el documento del proyecto, se les juzgará públicamente por la construcción de prestaciones físicas. No todo el mundo presupone que la construcción física es primordial. Hay también algunos que tiene la mente lo suficientemente abierta como para querer convencerse de que el aspecto de desarrollo de capacidades es igual de importante. Quizás se le convoque para defender o explicar la necesidad y los beneficios que se derivan de dedicar tiempo a la participación comunitaria.

«¿Vamos a construir una fuente, sólo para verla desplomarse a causa del desuso y el deterioro porque nadie en la comunidad acepta la responsabilidad de su reparación y mantenimiento?» les debe preguntar.

¿Para qué tomarse el tiempo?

Dedicar un tiempo a poner en marcha la participación comunitaria (en la valoración, elección de proyectos, gestión, supervisión y desarrollo de sus capacidades) ayuda a estimular a los miembros de la comunidad para que desarrollen el sentimiento de «propiedad» de una instalación. Esto promueve el incremento de la responsabilidad para protegerla (por ejemplo, contra el vandalismo o los animales sueltos), mantenerla y repararla.

También provoca que la comunidad se sienta inclinada a hacer un uso efectivo de dicha instalación, y les hace más receptivos al adiestramiento complementario (como principios y prácticas de higiene).

Para estimular la conservación de las prestaciones físicas, el planteamiento de participación comunitaria, aunque consuma tiempo, es el más efectivo y práctico a largo plazo, más que la construcción rápida de la prestación.

¿Para qué recabar la información dos veces?

Otro aspecto que quizás tenga que defender es el propósito que tiene la información obtenida durante la elaboración del mapa y el inventario.

Algunos detractores le preguntarán que para qué son necesarios un mapa y un inventario, especialmente cuando ya se ha llevado a cabo una inspección básica perfectamente comprensible. Tendrá que explicarles que la recopilación participativa de información comunitaria se hace principalmente para la comunidad. Su objetivo es promover sostenibilidad y responsabilidad.

Cualquier beneficio para el proyecto o la agencia es secundario, como los datos para la planificación. En cualquier caso, la información recabada en el proceso comunitario puede complementar, refinar, ampliar y corregir los datos obtenidos en una inspección

¿Cómo y cuándo defender esta metodología?

Un momento clave que le permite hacer estas puntualizaciones a los que quieran escucharle puede ser cualquier evento relacionado con la construcción comunitaria de una prestación. Puede tratarse de una «ceremonia de entrega de cheque», en la que se dan las gracias a los donantes, una «colocación de la primera piedra», donde alguna personalidad da comienzo a la construcción, o una «ceremonia y celebración de conclusión», en la que los dignatarios locales y nacionales cortan la cinta, declaran el fin de las obras o estrenan la prestación.

En algunos de estos eventos, puede repartir copias de panfletos de una página, en los que se enfatice que no sólo es un proyecto de construcción, sino también de desarrollo de las capacidades de la comunidad, esbozando la participación de ésta al completo en todas las fases (evaluación, elección de prioridades, adiestramiento para la gestión, supervisión, mantenimiento e información). A los periodistas se les puede distribuir un comunicado algo más extenso, quizás de dos páginas (televisión, radio, periódicos, funcionarios de información pública del gobierno). Si algún periodista que simpatice con la técnica también trabaja de forma independiente (free-lance), puede contratarle para que escriba un comunicado de prensa que explique el planteamiento participativo y sus beneficios, que pesan más que el tiempo consumido. Si tiene contacto prolongado con periodistas (por ejemplo, durante un viaje de visita a una comunidad lejana, en el mismo vehículo), puede explicarles la metodología, y por qué necesita más tiempo, con más detalle.

Para que su defensa sea efectiva, es preciso que usted entienda el planteamiento muy bien, y esté completamente convencido de sus beneficios. Estar preparado para defender o explicar los enfoques participativos no es suficiente. Ya que se hacen tantas suposiciones, y a menudo no se expresan, es preciso intervenir de una forma activa.

Conozca a la gente cuya opinión es importante para sus propósitos (políticos, funcionarios destacados, periodistas y directivos). Identifique a los particulares que potencialmente pueden pasar de ser oponentes (desconocedores) a aliados (informados). Asegúrese de que reciben copias de sus panfletos y comunicados de prensa. Saque la cuestión a colación e introduzca el tema en las conversaciones informales siempre que tenga oportunidad.

En general, es una ecuación extremadamente simple: la participación ralentiza la construcción pero promueve el sostenimiento. Deberá ser capaz de explicar esto más detalladamente con referencias específicas a proyectos comunitarios en curso. Escriba sus argumentos en lenguaje simple para hacer entender sus tesis. De alguna forma esto es lo contrario a facilitar la participación entre los miembros de la comunidad; primero identifica sus destinatarios y luego les hace llegar su mensaje.

De usted depende.

––»«––

Dedicar tiempo a conseguir la colaboración comunitaria:


Dedicar tiempo a conseguir la colaboración comunitaria

© Derechos de autor 1967, 1987, 2007 Phil Bartle
Diseño web de Lourdes Sada
––»«––
Última actualización: 14.04.2011

 Página principal

 Evaluación participativa